Estilo de vida

Veterinario atendió al gato de peluche de una niña autista para no romperle el corazón


18/02/19

Cuando una mascota se enferma vamos al veterinario. Precisamente eso fue lo que hizo la pequeña Jazmín de 6 años.

La pequeñita que tiene autismo, estaba preocupada por la salud de su mejor amigo “Donnie”, un gato de peluche.

Ante el sufrimiento de su hija, su madre, Susie Efigenio, llamó a “Pioneer Veterinary Clinic”, una clínica de Washington, en Estados Unidos para ver si podían ayudarla. Por suerte, un veterinario muy simpático, el Dr. Maier, aceptó atender a Donnie.

“Información del paciente: “Donnie” hembra, gato doméstico; presentación de la queja: contusión en la pata delantera derecha; examen físico: corazón y pulmones normales, pequeña laceración en la pata delantera derecha; plan de tratamiento: colocar la venda en la pata delantera derecha, seguir por unos días; cuidados en casa: darle amor extra y abrazos hasta que esté mejor”, comentó el veterinario.

Después de un examen minucioso y vendaje rápido, el doctor le informó a la niña que Donnie se recuperaría.