“Te quise mucho, pero me aburrí de tus majaderías”

Cuando alguien nos da muchos dolores de cabeza, el amor no sobrevive.